martes, 31 de marzo de 2015

Rechazadas peticiones de acercamiento

El juzgado de Vigilancia Penitenciaria de la Audiencia Nacional rechaza las peticiones de traslado al País Vasco presentadas por una treintena de reclusos de ETA. La Audiencia Nacional denegó la solicitud de acercamiento al considerar que su reclusión en cárceles alejadas del País Vasco no supone «una clara vulneración» de sus «derechos fundamentales» y que, en todo caso, la decisión final sobre dónde deben cumplir su condena corresponde a Instituciones Penitenciarias, dependiente del Ministerio del Interior. 
La juez María de los Reyes Jiménez mantiene que la vía más adecuada para recurrir de modo ordinario el lugar de cumplimiento debe ser la jurisdicción contenciosa pues el juzagado de Vigilancia Penitenciaria sólo puede actuar en caso de clara vulneración de derechos fundamentales y penitenciarios.

viernes, 27 de marzo de 2015

Comunicado EIPK

El Colectivo de Refugiados y Refugiadas Políticos Vascos (EIPK) publica un comunicado con motivo del primer aniversario del comienzo del proceso de regreso a España, anunciado el 22 de marzo del año pasado y que hasta la fecha ha propiciado la vuelta a sus lugares de origen de alrededor de cien personas, una cuarta parte del conjunto de ese colectivo. 
En el comunicado se pide la paralización de los procesos judiciales y anulen las órdenes de detención internacionales para avanzar en la "resolución del conflicto".
El colectivo denuncia la existencia de graves obstáculos y dificultades, derivados de la actitud de los gobiernos español y francés, y también de las situaciones enquistadas durante todos estos años. «Debemos lograr entre todos construir una dinámica sólida y permanente hasta el regreso del último exiliado. El desarrollo del proceso de solución pasa, inevitablemente, por la vuelta a casa de todos los presos y exiliados, de todas las presas y exiliadas».


miércoles, 25 de marzo de 2015

Nueva operación contra red apoyo presos ETA

Agentes de la Guardia Civil detienen a cuatro personas acusadas de ejercer control sobre los presos de ETA. Los detenidos en la "operación Pastor" fueron:
- Nagore López de Luzuriaga, miembro de Etxerat, detenida en Zamudio. Fue una de las personas que se entrevistaron con el presidente del Gobierno vasco el mes anterior.
- Ohiana Barrios Salinas, detenida en Pamplona, es psicóloga de la organización Jaiki Hadi, que asiste a los presos en las cárceles.
- Izaskun Abaigar García de Acilu, detenida en Campezo (Álava). Fue una de las personas vinculadas a Etxerat que viajó a Bruselas para exponer la situación de los presos.
- Fernando Arburua Iparragirre, 52 años, vinculado también a Jaiki Hadi, fue detenido en San Sebastián. Arburua Iparraguirre fue excarcelado en junio de 2004 tras cumplir 23 años de cárcel por el asesinato en 1979 de Félix de Diego.

La Guardia Civil les acusa de formar parte de una estructura conocida como "Núcleo de Coordinación", vinculado a ETA, encargada del control de los presos de la organización, marcar las líneas de actuación en las prisiones y mantener la cohesión del colectivo.

Al día siguiente de las detenciones, los parlamentarios autonómicos de EH Bildu efectuaron una protesta con carteles durante la sesión del Parlamento vasco, lo que provocó su expulsión.

Todos ellos fueron puestos en libertad bajo fianza dos días más tarde aunque siguen acusados de "integración en banda terrorista". Ese mismo día se celebró una manifestación en San Sebastian en solidaridad con los detenidos, en la que estuvieron los cuatro llevando la pancarta inicial.


.- El miembro de ETA Raúl Alonso Alvarez, que se encontraba en prisión desde 1991, es puesto en libertad. Antiguo integrante del «comando Matalaz», fue excarcelado al verse beneficiado por la liquidación de la «doctrina Parot» decidida por el Tribunal de Estrasburgo.
Raúl Alonso fue detenido el 6 de junio de 1991 por la Policía Nacional que lo sorprendió, junto a otros miembros de ETA, cuando iban a poner una bomba lapa bajo el coche de un agente. La Audiencia Nacional le condenó en dos sentencias, una de ellas por asesinato frustrado por el intento de poner la bomba lapa. Alonso abandonó la prisión de Castellón II tras cumplir 23 años y nueve meses de condena.
En 1995 fue condenado a 50 años de cárcel, como coautor del asesinato del policía nacional José Manuel Cruz Martín, muerto en abril de 1991 al estallar una bomba colocada en su coche. 

lunes, 23 de marzo de 2015

Detenido en Francia

Agentes de la Policía Judicial francesa detienen en Saint Palais (Francia, departamento Pirineos Atlánticos) a Sabin Mendizábal Plazaola. La Comisaría General de Información del Cuerpo Nacional de Policía colaboró con los franceses en la investigación.

Mendizábal -que fue colocado en mayo de 2012 en los listados de los miembros de ETA más buscados- se cree ingresó en la banda terrorista en el año 2000 y estuvo activo al menos hasta 2009. Fue detenido en enero de 2006 y las pruebas de ADN le vincularon a dos hechos delictivos por lo que fue condenado por la colocación de un artefacto explosivo en la sede del Partido Popular de Ermua (Vizcaya) en mayo de 2003. También intervino en el lanzamiento el 6 de febrero de 2005 en Vitoria de varios 'cócteles molotov' contra un comercio del que era propietaria la mujer del teniente alcalde del Partido Popular de la capital alavesa Miguel Angel Echevarría.
Tras ser condenado a cuatro años y seis meses en noviembre de 2009 por la Audiencia Nacional por el ataque contra la sede del Partido Popular, Mendizábal pasó a la clandestinidad.

viernes, 20 de marzo de 2015

Salida de la cárcel

Sale de la cárcel de Huelva la etarra Lourdes Txurruka Madinabeitia, que fue herida de bala y detenida por la Ertzaintza el 18 de noviembre de 1994. La puesta en libertad se debe a la anulación de la denominada "doctrina Parot".
En 1996, la Audiencia Nacional condenó a Lourdes a 30 años de reclusión mayor por el asesinato del albañil José Antonio Díaz Losada, ocurrido el 9 de agosto de 1994.
Churruca fue condenada, junto a Luis Carmona, por la Sección segunda de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional a una pena de 5 años por la colocación de una bomba en una oficina de Telefónica en Bilbao.
En 1997, la Audiencia Nacional condenó a 30 años de reclusión mayor a los terroristas José Luis Martín Carmona y Lourdes Churruca Medinabeitia por el asesinato del policía José Santana Ramos, ocurrida en agosto de 1994. Ese mismo año, fue condenada a 42 años de cárcel como autora de un delito de terrorismo y otro de atentado por la colocación de explosivos que causaron la muerte del ertzaina Juan José Pacheco el 16 de octubre de 1988. Otra sentencia del mismo año la condena a 32 años de reclusión por su participación en la confección de un explosivo que causó la muerte del guardia civil Fernando Jiménez Pascual el 4 de abril de 1994. Y fue condenada a otros 38 años de prisión por atentado con resultado de muerte (cabo 1º de la Guardia Civil José Benigno Villalobos Blanco, asesinado el 28 de abril de 1994), robo con fuerza y falsificación de matrícula.
Al año siguiente, fue condenada a 41 años de reclusión por un delito de atentado con resultado de muerte (Joseba Goikoetxea, sargento mayor de la Ertzaintza, tiroteado el 22 de noviembre de 1993), utilización ilegítima de vehículo de motor y falsificación de placa de matrícula.
También fue condenada a 8 años de cárcel por un ataque frustrado, contra la Casa Cuartel de la Guardia Civil de la localidad de Guernica (Vizcaya).

La última de las condenas que se le impuso fue por el atentado contra dos guardias civiles que prestaban servicio en el canal de Deusto (Vizcaya), a los cuales pretendían matar con un subfusil con el que se realizaron varios disparos sin lograr su objetivo.
Por estos hechos, el tribunal impuso a cada uno de los acusados una pena de 20 años de prisión menor por delito de atentado, otros 20 años por asesinato frustrado y una de 8 años de prisión mayor por el tercer delito de terrorismo.

lunes, 16 de marzo de 2015

Valentín Lasarte sale libre

Sale de la prisión alavesa de Zaballa, el etarra arrepentido Valentín Lasarte Oliden, tras cumplir 19 años de cárcel. Fue condenado a más de 300 años de cárcel.
Lasarte fue autor material de dos asesinatos —el empresario José Manuel Olarte el 27 de julio de 1994, por el que fue condenado a 29 años y el jefe de la Policía Municipal de San Sebastián, Enrique Nieto en 1995, por el que fue condenado a 30 años— y partícipe en otros ocho.
Fue condenado a 28 años como cooperador necesario del asesinato de José Antonio Santamaría, ocurrido el 19 de enero de 1993, y a 29 por idéntico concepto referido al asesinato de Alfonso Morcillo, ocurrido el 15 de diciembre de 1994. El etarra fue condenado a un total 82 años de cárcel por su participación en el asesinato, en 1996, del abogado Fernando Múgica Herzog, los disparos contra una patrulla de la Ertzaintza que perseguía a las autores del crimen, así como por  robo con intimidación y falsificación de matrícula. La Audiencia Nacional le condenó también a una nueva pena de 45 años y tres meses de prisión por la explosión de varios artefactos junto al cuartel de la Guardia Civil de Arnedo (La Rioja) el 17 de agosto de 1995. También fue condenado como cooperador necesario a 30 años de reclusión por su participación en el asesinato del concejal del Partido Popular en San Sebastián Gregorio Ordóñez el 23 de enero de 1995.  Por último, fue condenado a 30 años de cárcel por su participación en el asesinato del brigada del Ejército de Tierra Mariano de Juan, en abril de 1995.

Fue expulsado de ETA en enero de 2010 por sus críticas a la dirección. Miembro de la denominada vía Nanclares al renunciar a la “lucha armada”, fue uno de los primeros presos etarras en aceptar un trabajo en la cárcel para la reducción de penas en contra de los criterios de la banda terrorista. 
También dispuso de varios permisos penitenciarios mientras cumplía condena en Álava, donde participó en la ronda de contactos con las víctimas que propiciaba el Gobierno vasco.

miércoles, 11 de marzo de 2015

Salida de la cárcel.

El miembro de ETA Jorge García Sertutxa (Sertucha), «Kokito», abandona la cárcel de Algeciras, tras cumplir casi 20 años de prisión.
García Sertutxa fue detenido en agosto de 1995, en Palma de Mallorca, después de que la Policía desbaratara en el último momento un plan para asesinar al rey Juan Carlos I coincidiendo con su estancia en las islas Baleares. El etarra, días anteriores a la fecha señalada para el magnicidio, llegó a tener en el punto de mira de su fusil con mira telescópica al Monarca.
Según declaró Rego Vidal, Arizcuren Ruíz les señaló los objetivos de la operación: prioritariamente el Rey; en su defecto, el Príncipe heredero, y en su defecto, José María Aznar. El 14 de julio de aquel año, el comando se trasladó en yate desde Francia a Mallorca. García Sertucha comentó que había visto en tres ocasiones al Rey desde la ventana de la vivienda en la que estaba -que tenía visión directa al yate Fortuna-, donde había colocado una mesa encima de otra para apoyar el rifle y calibrar la distancia exacta.
La Audiencia Nacional le condenó a 37 años de cárcel por un delito de atentado contra la Corona, dos delitos de terrorismo, depósito de armas y explosivos, pertenencia a ETA y falsificación de documento oficial.

.- Se celebra una “reunión” en el penal de El Dueso (Santoña) entre el recluso Rafael Díaz Usabiaga y el secretario general de Paz y Convivencia del Gobierno vasco, Jonan Fernández. La visita al preso fue cancelada por un funcionario cuando el recluso mostró un papel a Fernández a través del cristal que les separaba.

martes, 10 de marzo de 2015

Huída de Alberto Plazaola

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo decide estimar el recurso del fiscal contra la orden de puesta en libertad que emitió la Audiencia Nacional en favor de los etarras Santiago Arróspide y Alberto Plazaola. El primero ya estaba en prisión pero al intentar la Guardia Civil detener al segundo en su domicilio de Oñate (Guipúzcoa) se encontró con que ya había huido.
Debido a ello se produjo una polémica por la filtración anticipada de la orden de detención, lo que permitió se concentrara un centenar de personas ante el domicilio de Plazaola a modo de 'muro popular' dificultando las tareas de vigilancia primero y de detención más tarde. Según varios medios, el etarra estuvo localizado hasta mediodía cuando entró en su casa.
El presidente del Supremo, Carlos Lesmes, anunció la apertura de una investigación interna para tratar de averiguar quién fue el responsable de la filtración.

sábado, 7 de marzo de 2015

Etarra liberado

El preso de ETA Alfonso Castro Sarriegi sale de la prisión de Puerto 1 (Puerto de Santa María) tras permanecer 24 años encarcelado.
Castro fue detenido en agosto de 1991 por la Guardia Civil acusado de formar parte del 'comando Ipar Haizea', un grupo satélite del 'comando Donosti'. La Audiencia Nacional le impuso una primera condena en 1993 de 66 años de cárcel por los delitos de pertenencia a banda armada, utilización ilegítima de vehículo a motor, atentado, asesinato frustrado y estragos, a raíz de un atentado contra una patrulla de la Policía Nacional cometido en 1991.

En un segundo juicio fue sentenciado a 18 años de cárcel como cómplice del asesinato del vecino de Rentería Raúl Suárez Fernández, perpetrado en 8 de junio de 1991. Alfonso Castro era policía municipal en dicha localidad. En 1998 fue condenado a 10 años de cárcel por facilitar datos para el secuestro del empresario José María Aldaya. Castro trabajó en la empresa de Aldaya, Alditrans, durante un mes y elaboró informes que sirvieron para preparar el secuestro que se efectuó finalmente en 1995.

.- La Red Ciudadana por el Acuerdo y la Consulta Lokarri celebra un acto en el teatro Campos de Bilbao con el que da por concluida su actividad durante los últimos 9 años.

Al acto asistieron representantes del PNV, EH Bildu y del Grupo Internacional de Contacto (GIC) que lidera el abogado sudafricano Brian Currin, "facilitador" del proceso de paz. También acudió el secretario de Paz y Convivencia del Gobierno vasco, Jonan Fernández, quien fue coordinador de Elkarri, el movimiento social del que surgió Lokarri.

En su despedida, el dirigente de esta red ciudadana, Paul Rios afirmó que tenía una doble sensación: de "mucho agradecimiento" y también de "cierta pérdida", que ya desde que contaba 19 años (ahora tiene 41) lleva trabajando primero en Elkarri y luego en la red ciudadana que ha encabezado.

En el acto final de Lokarri intervino Alberto Spektorowski, del GIC, que propuso que todos los partidos políticos vascos formen una "coalición" de carácter "puntual" para reclamar el acercamiento de los presos de ETA a Euskadi, al entender que se trata de un asunto "no político, sino de derechos humanos".

Brian Currin y Jonan Fernández también intervinieron en el acto, al que asistieron los dirigentes de Sortu Pernando Barrena y Rufi Etxeberria, además del secretario general de ELA, Adolfo "Txiki" Muñoz.

martes, 3 de marzo de 2015

Sabotajes contra líneas férreas

De madrugada y primeras horas de la mañana se producen tres sabotajes contra líneas de tren en el País Vasco, lo que afectó al tráfico de FEVE y RENFE y obligó a interrumpir la circulación durante varias horas. Los cortes en la catenaria tuvieron lugar en las afueras de Bilbao, en Salvatierra (Álava) y en Basauri (Vizcaya).
En el caso del sabotaje de la línea que une Salvatierra con Vitoria se encontraron en las inmediaciones del corte varios carteles en recuerdo de los fallecidos el 3 de marzo de 1976 en Vitoria por la actuación de la policía armada.

.- La manifestación en Vitoria en recuerdo de las víctimas del 3 de marzo terminó en graves incidentes protagonizados por grupos de radicales encapuchados que lanzaban piedras y botellas; cinco agentes de la Ertzaintza resultaron heridos y dos jóvenes detenidos. La Policía vasca cargó contra estos grupos que lanzaron objetos contra la Subdelegación del Gobierno y quemaron y cruzaron contenedores en el Casco Viejo de la ciudad y sus inmediaciones. Al menos un cajero automático también fue incendiado.

Los incidentes tuvieron lugar al acabar la manifestación anual en homenaje a los cinco fallecidos el 3 de marzo de 1976 en Vitoria, convocada por la Asociación de Víctimas del 3 de marzo y con el respaldo de los sindicatos LAB y ELA.